Se desaconseja vivamente la instalación de nuevos complementos en el Navegador Tor, ya que pueden comprometer tu privacidad y seguridad.

Instalar extensiones puede afectar al Navegador Tor de maneras imprevistas y podría hacer tu Navegador Tor más reconocible. Si tu copia del Navegador Tor tiene una huella única, tu navegación puede dejar de ser anónima y podrías ser rastreado aunque estés usando el Navegador Tor.

Básicamente, cada una de las opciones y características de los navegadores crean lo que se conoce como "huella del navegador" La mayoría de navegadores crean involuntariamente una huella dactilar (fingerprint) única para cada usuario, que puede ser rastreada a través de internet. El Navegador Tor está diseñado específicamente para que todos sus usuarios tengan una huella prácticamente idéntica (no somos perfectos!). Esto significa que cada usuario del Navegador Tor tiene la misma apariencia que los demás, lo que dificulta el rastreo de cada usuario individual.

Además, hay bastante probabilidad de que añadiendo extensiones se aumente la superficie de ataque del Navegador Tor. Esto puede hacer que información sensible tuya pueda ser usurpada o facilitar que un atacante pueda infectar el Navegador Tor. La propia extensión podría incluso estar diseñada a propósito para espiarte.

El Navegador Tor ya trae dos complementos instalados - HTTPS Everywhere y NoScript - y añadir cualquier otra cosa podría desanonimizarte.

¿Quieres aprender más sobre las huellas de los navegadores? En el blog del Proyecto Tor hay un artículo que trata el tema en profundidad.