El Navegador Tor en su modo por defecto inicia con una ventana de contenido dimensionada a un múltiplo de 200px x 100px para prevenir la identificación unívoca de las dimensiones de la pantalla. La estrategia aquí es poner a todos los usuarios en un par de "cestas" para dificultar que alguien los distinga. Esto funciona hasta que los usuarios comienzan a redimensionar las ventanas (por ejemplo maximizándolas o pasando al modo de pantala completa). El Navegador Tor 9 viene con una defensa contra la determinación de la huella digital para esos escenarios también, la cual es llamada Letterboxing, una técnica desarrollada por Mozilla y presentada en 2019. Funciona añadiendo márgenes en blanco a la ventana del navegador para que dicha ventana se asemeje lo más posible a la dimensión deseada mientras que los usuarios siguen estando en un par de "cestas" de tamaño de pantalla que previene que puedan ser distinguidos debido al tamaño de sus pantallas.

En pocas palabras, esta técnica crea grupos de usuarios con el mismo tamaño de ventanas, y esto hace más difícil que se puedan identificar basándose en tamaño de pantalla, ya que muchos usuarios tendrán el mismo tamaño.